Berta Puigdemasa

La poesía hecha instrumento

Berta y su magia.

Berta empieza a tocar y todo parece cambiar de velocidad y de filtro. Te envuelve invitándote a viajar, si te dejas llevar, como el aire y color que cabe en la levedad de un globo.

Como las notas en un pentagrama, las emociones suben y bajan al ritmo de las melodías. La música nos hace llorar, reír y enamorarnos… tiene el poder de emocionar desde nuestros primeros ancestros. A diferencia de la palabra hablada, la música conecta directamente con nuestro subconsciente, con el lado más primitivo de nuestro cerebro, y es capaz de hacer que genere endorfinas o adrenalina. 

Dicen que el Arpa tiene efectos emocionales casi mágicos tan ancestrales y profundos, como ningún otro instrumento es capaz de provocar. Un especie de deliciosa droga natural. Eso es la música. 

Y eso también es lo que hace Berta con la música o la música con ella. Y ambas con todos los que tenemos la suerte de verlas dialogar juntas. Guardad los suspiros para la nota final, para que ni el más leve gesto rompa ese hechizo.

Para quiénes queráis iniciar ese viaje de ida, os invito a que os dejéis llevar por las cuerdas de Berta Puigdemasa

..

“Tanta pasión y tanta melodía
tenías en tus venas apresada,
que una pasión a otra pasión sumada
ya en tu breve cuerpo no cabía”

.

(El Lápiz del carpintero. Manuel Rivas)

 

.

Texto y fotografías © Grela Bravo

#mujeresquecrean

 

 



Deja un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *